José Mercé y Tomatito, dos viejos amigos cuyos caminos se han cruzado en infinidad de ocasiones, han vuelto a coincidir en una misma idea: grabar un disco juntos y hacer una gira para llevar su música a los escenarios más importantes del mundo. El título del álbum es ‘De verdad’ y el objetivo lo tienen claro: reivindicar el flamenco como música, como cultura, y elevarlo a la categoría que merece. Su alianza está a punto de hacer historia.

Bajo esta misma premisa actuarán el próximo 15 de junio en el Sala Sinfónica del Auditorio de Tenerife. Las entradas, que se pueden comprar desde 30 euros, pueden adquirirse en los canales habituales de Auditorio de Tenerife, en taquilla de 10:00 a 19:30 horas, de lunes a sábado, a través de www.auditoriodetenerife.com  o por teléfono en el 902 317 327.

‘De verdad’ es toda una reivindicación del flamenco más puro, una lección magistral en toda regla, un disco como no se hacía desde hace mucho tiempo. La grabación del nuevo álbum se realizó en el estudio que Tomatito tiene en la localidad almeriense de Aguadulce. “En ‘De verdad’ tocamos todos los palos que afortunadamente existen en el flamenco: tangos, alegrías, seguiriyas, soleás, bulerías, granaínas…”, subraya Tomatito, guitarrista y productor del disco. “Yo nunca me he ido del flamenco. Yo hago otras cosas pero siempre suena el flamenco ahí. Siempre reivindicamos el flamenco. Yo seré flamenco hasta que me muera”.

Mercé ahonda en la misma idea reflexionando también sobre otras características de su carrera: “Los dos hemos nacido flamencos, en un entorno familiar muy flamenco y, aunque muchas veces la gente vea que yo estoy haciendo una canción pop, es porque en ese momento estoy haciendo otra historia. Otra cosa es que cante una canción como ‘Al alba’ como un cantaor. Igual cuando hice el disco de duetos. Pero eso no es flamenco. Flamenco es lo que hemos grabado en ‘De verdad”, destaca el cantaor.

Las raíces del flamenco más puro quedan al descubierto en este trabajo discográfico. La colección de canciones compuestas por Kiki Cortiñas permiten a los dos maestros lucir sus mejores galas como intérpretes. “Eso lo tenemos que dar nosotros. Y nosotros no somos recién llegados. Sabemos sacar lo mejor de nosotros en el estudio. Más sabe el diablo por viejo que por diablo. Nosotros no tenemos que pensar las cosas, tenemos que hacerlas como sabemos”, subraya Tomatito.

Mercé y Tomatito, cada uno por su lado, han coqueteado a lo largo de sus respectivas carreras con el pop, el jazz o el clásico moderno. Ambos han alcanzado las mayores cotas de popularidad en cada uno de los estilos que han tocado, pero ambos necesitaban volver artísticamente a sus orígenes musicales.