El Espacio Cultural Aguere acogerá el próximo 21 de junio la celebración en Tenerife del Día Europeo de la Música. Los catalanes Cala Vento y los granadinos Apartamentos Acapulco serán protagonistas de esta cita que dará comienzo a las 22:00 horas y que, un año más, apuesta por una orientación musical abierta, ecléctica y deliberadamente inclusiva.

El 21 de junio marca el comienzo del verano, es el día más largo del año (solsticio de verano) y la ocasión perfecta para celebrar el lenguaje universal de la música. Bajo este prisma se llevará a cabo en este 2019 la octava edición de un evento que vuelve a tener una proyección regional con conciertos en Tenerife, Lanzarote y Gran Canaria. Las entradas anticipadas se pueden conseguir a través de la web www.tickety.es al precio de 10 euros. En taquilla tendrán el precio de 15.

La canciones de Cala Vento son certeras como pocas, con letras brillantes y un pulso dramático atronador, manteniendo así la atención del oyente desde el primer instante; con detalles de calidad a cada rincón, sensibilidad a raudales y una energía juvenil que es la que hace del rock un género tan especial y necesario. En el pasado mes de abril editaron su último trabajo de estudio, ‘Balanceo’, que recoge las últimas once creaciones del dúo formado por Aleix y Joan.

Apartamentos Acapulco se formó en la primavera del 2015 por Angelina Herrera (voz yteclados) e Ismael Cámara (voz, guitarra y teclados). Influenciados por grupos como Slowdive, Galaxie 500, Jesus and Mary Chain, o también grupos como Los planetas o El Mató a un Policía Motorizado a los que han teloneado en varias ocasiones; Apartamentos Acapulco es un confrontación de melodías cuidadosamente sencillas compactadas con guitarras y sonidos de sintetizadores ruidosos que se entremezclan creando un estilo que intenta no dejar indiferente a quien lo escucha.

Con tres Ep editados (y todos ellos agotados) decidieron dar el salto a su primer largo “Nuevos Testamentos” coeditado por El ejercito rojo y El volcán Música que vio la luz en abril del 2017 (coincidiendo con el Record Store Day 2017 y siendo un éxito de ventas) grabado por Jaime Beltrán, técnico de confianza del grupo y masterizado por Carlos Díaz.