Nueva edición de En Cuarentena, en su décima entrega, nuestro programa de cine. Hoy tomamos contacto y analizamos convenientemente dos películas, por una parte una de las películas fundamentales de los años 90, La Lista de Schindler (1993) del reputado cineasta Steven Spielberg y Bad Boys for life (2020, Bilall Fallah, Adil El Arbi).

La Lista de Schindler: Oskar Schindler (Liam Neeson), un empresario alemán de gran talento para las relaciones públicas, busca ganarse la simpatía de los nazis de cara a su beneficio personal. Después de la invasión de Polonia por los alemanes en 1939, Schindler consigue, gracias a sus relaciones con los altos jerarcas nazis, la propiedad de una fábrica de Cracovia. Allí emplea a cientos de operarios judíos, cuya explotación le hace prosperar rápidamente, gracias sobre todo a su gerente Itzhak Stern (Ben Kingsley), también judío. Pero conforme la guerra avanza, Schindler y Stern comienzan ser conscientes de que a los judíos que contratan, los salvan de una muerte casi segura en el temible campo de concentración de Plaszow, que lidera el Comandante nazi Amon Goeth (Ralph Fiennes), un hombre cruel que disfruta ejecutando judíos. (FILMAFFINITY).

Bad Boys for Life o Bad Boys III. La tercera entrega de la franquicia, los policías Mike Lowrey (Will Smith) y Marcus Burnett (Martin Lawrence) vuelven a patrullar juntos para intentar derrotar a Armando Armas (Jacob Scipio), el líder de un cartel de drogas mexicano en Miami. La singular pareja de policías que viven en la ciudad de Miami (Florida) se verá envuelto en una espiral de violencia relacionada con el pasado de Mike, por su parte Marcus piensa en jubilarse mientras se deja arrastrar a la violencia por su compañero.

Intervinieron en el programa Norberto Trujillo (actor), Lucas Morales (Cine + Comics) y Héctor Martín (Canción a quemarropa).

Foto: Promocional (fotograma de La Lista de Schindler).